domingo, 3 de agosto de 2008

Ciclo de Talleres "Resolucion de Conflictos"

.



“Resolución de Conflictos en Tres Niveles: Emoción, Palabra y Acción”


Unión Vecinal, conjuntamente con el Instituto Latinoamericano de Investigaciones Sociales (ILDIS), organizamos un ciclo de talleres sobre resolución de conflictos en diversas parroquias de la Gran Caracas.


En el marco de cuatro talleres, más de 125 líderes vecinales de las parroquias Santa Teresa, El Paraíso, Catia, El 23 de Enero, El Junquito, Sucre, El Guarataro (San Juan) y Guarenas, Guatire, entre otras, adquirieron habilidades para solventar asertivamente situaciones conflictivas que comúnmente se presentan en la difícil tarea de conducir procesos de desarrollo comunitario.


La participación de la ciudadanía en la toma de decisiones vinculada con el desarrollo comunitario, exige el manejo de conocimientos y herramientas que posibiliten conducir exitosamente determinadas negociaciones y resolver conflictos en realidades sociales caracterizadas por la diversidad de intereses y por la complejidad de sus problemas.




En la Venezuela actual donde se pretende impulsar una verdadera democracia participativa, los líderes comunitarios y ciudadanía en general están obligados a negociar y a resolver conflictos desde distintas instancias y con distintos actores.







Desde los consejos comunales para conciliar prioridades y canalizar recursos en función de las mismas.


Desde las Asociaciones Vecinales y otras formas asociativas de organización para exigir bienes y servicios a los organismos públicos;


En fin, entre los mismos ciudadanos y ciudadanas para hacer prevalecer intereses colectivos sobre los individuales.


Los asistentes a los talleres manifestaron (en una gran proporción) que las estrategias aprendidas son aplicables en lo inmediato a su vida y entorno personal y que constituyen una extraordinaria herramienta para la prevención de la violencia.





Este trabajo fue reconfortante para nosotros, ya que el poder enseñar un abordaje diferente a la resolución de conflictos para prevenir la violencia y que estas enseñanzas fuesen de aplicación inmediata por los participantes, nos produce mucha satisfacción, amén de estamos contribuyendo con la prevención de la violencia en nuestro país.





El abordaje del tema desde la óptica de la responsabilidad individual, ha significado un aporte para los diferentes grupos con los cuales hemos interactuado, dado que hemos visto con frecuencia que para algunas personas la violencia “esta afuera”, “que los violentos son otros” y que “esos otros” necesitan y deben cambiar.



El considerar que la violencia puede estar presente en cada uno de nosotros y que en ese caso existe la posibilidad de atender tal situación a través del auto conocimiento, ha sido para un cierto número de personas un descubrimiento asombroso y al mismo tiempo comprometedor dado que se produce en ellos un proceso de darse cuenta de la responsabilidad individual en el proceso de la prevención de la violencia,


Más allá de las políticas públicas, las cuales, si bien son indiscutiblemente necesarias, requieren el concurso de todos para lograr mayor efectividad.


Con el uso de los recursos que proporciona el taller de Manejo de conflictos, los participantes reportan frecuentemente el impacto que para ellos tiene el reconocimiento de la propia emocionalidad, así como la de los otros, para el manejo asertivo de los conflictos.


La resolución de conflictos como una estrategia para buscar la paz individual, en la familia y en las comunidades es una necesidad.



El manejo de las emociones para disminuir los conflictos es una herramienta, que junto con las estrategias para el diálogo, busca una comunicación satisfactoria como una forma de evitar la pérdida de energía y en consecuencia de la salud individual. Son estos los propósitos del taller de resolución de conflictos.


El hecho de recibir información de los sistemas cerebrales y de la naturaleza u origen de los conflictos, así como exponer que la emocionalidad, propia de los humanos, es la detonante en el surgimiento de los conflictos, les impacta a los participantes, quienes demuestran abiertamente el interés en continuar su formación.


Estamos totalmente convencidos, y los reportes de nuestros participantes nos lo corroboran, que podemos contribuir de manera efectiva y significativa en las comunidades con las cuales interactuamos, a través del mantenimiento y expansión del programa de Foros y talleres de Manejo de Conflictos sustentados en el Cerebro Triuno y las múltiples inteligencias. Herramientas adquiridas desde el estudio y enseñanzas de las Dras. Elaine de Beauport y Aura Sofía Díaz, Directoras del Instituto MEAD de Venezuela.


Sigamos juntos construyendo puentes GENTE con GENTE



unionvecinalpc@gmail.com
William Requejo Orobio